Aníbal Patiño, entre la defensa del medio ambiente y las luchas de las comunidades. Perfil 2

Por Luisa Bolaños

Entre las luchas por la defensa del medio ambiente y las comunidades se la pasó Aníbal Patiño. Lucy Libreros, su esposa, recordó con alegría y nostalgia como él se fascinaba con el verde de las plantas y su amor por la tierra.

Era de aquellos que compartía lo que tenía, quizás eso influyó en que se volviera docente de la Universidad del Valle y decano de la Facultad de Educación. Creó las jornadas ecológicas en la Laguna de Sonso, para que los estudiantes conocieran las problemáticas de ésta.

Aníbal Patiño encontró un aliado en la lucha por proteger la Laguna de Sonso, su amigo Alfredo Cabal, con quien organizó marchas e influyeron en que fuera declarada una reserva natural de importancia mundial. Este ambientalista apoyó a los pescadores artesanales y soñó, hasta sus últimos días con que más personas adquirieran conciencia del cuidado del medio ambiente.

En libros se consigna parte de su legado. Su familia prepara un homenaje especial, se trata de un libro y la idea es que incluya un DVD, a manera de documental, que realizarán sus nietos. La semilla de Aníbal Patiño dará frutos en los corazones y mentes que continuarán asumiendo como propias sus luchas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *